Cabecera VidaEnMoto

Consejos para tu primer viaje en moto

¿Es la primera vez que haces un viaje serio en moto? y no, las salidas domingueras de un día no cuentan! Ten en cuenta estos consejos para disfrutar de la experiencia a tope.

Alto do Cebola (1418m), trail en Portugal, es otra historia

Destino

Para tu primer viaje largo en moto no tienes por qué salir del país, basta con dos o tres días en los que puedas sentir la libertad de no tener que volver a casa en el día, de llegar a carreteras por las que nunca rodaste. Si vives cerca, pisar un país distinto al tuyo exige mayor responsabilidad: conocer la normativa exclusiva de las motos (como el chaleco obligatorio en Francia, el pago o no de peajes en Portugal, asistencia de tu seguro en Marruecos).

Y ya habrás leído mil veces la frase de moda “no importa el destino sino el camino” y en moto es justo la esencia de viajar. Disfrutar de las carreteras, las curvas, las vistas, las paradas, las fotos y todo lo que ocurre entre casa y destino. Y por su puesto la vuelta, que te aconsejo siempre que sea por caminos distintos, que las vueltas siempre dan pereza y has de convertirlas lo más parecidas posible a las idas 🙂

Equipaje

No te paaases, Mejor que te falte que que te sobre. Al ser tu primer viaje entiendo que no te irás tan lejos como para que no haya servicios básicos, así que piensa que si se te olvida algo siempre lo puedes comprar en el camino. Un cepillo de dientes, unos gayumbos o hasta un cable de móvil puedes comprarlo en cualquier parte, aunque sea en una gasolinera. Así que tranqui, relaja la tela de las alforjas y la mochila, por malo que sea el olvido no será para tanto (a no ser que se te olvide algún medicamento complicado de conseguir), no serás el primero que tiene que dormir con la cordura o que pasa tres días con la misma camiseta.

Si es tu primer viaje en moto seguramente no tendrás maletas rígidas, lo normal es empezar con rulos, alforjas y bolsas sobre depósito que añades a tu moto. No suele ser una moto super viajera, eso es ya para los viciosos que no paran mucho en casa. Así que piensa cada cosa que metas y haz un buen filtro para no ir demasiado cargado. Te aseguro que rehacer un equipaje grande a diario, cuando las cosas van justas, es una gran incomodidad que prefieres evitar.

Sevenfifty y Street Triple en un pueblo del pirineo francés
Bolsas de lona y sobre depósitos, todo vieja escuela XD

Básicos:

Si es un viaje por carretera y la moto es mínimamente moderna, no te hará falta llevar herramientas. Sólo te recomiendo lo básico, unos churros por si pinchas, que nadie está a salvo. Sí te recomiendo llevar alguna herramienta que sea exclusiva y propia de tu moto o algo en concreto que pueda fallar en la misma (algún pulpo, algún fusible, algún punto débil de tu moto).

Si es por campo la cosa es diferente. Para neumáticos con cámara tendría que llevar uno de esos sprays que te sellan el pinchazo y te hinchan la rueda, pero su efectividad es de un 50%. A veces te salvan la situación y otras pierdes el tiempo.

Además al haber más caídas también hay más posibilidades de romper algo de moto por alguna parte, sobre todo si son hierros, así que vamos a limitarnos a los viajes por carretera.

Fundamental en cualquier caso:

  • Llave de repuesto: imagina que pierdes tu llave y tienes que dejar la moto en el camino por no haber llevado su copia.
  • Papeles de la moto: ITV, permiso de circulación y tu permiso de conducir. Si te paran los de verde y no los llevas te vas a arrepentir de lo lindo.
  • Teléfono del seguro: Tenlo localizado, que luego llegado el momento, con los nervios y la tensión, cuesta encontrarlo. Es bastante habitual llamarlo por un pinchazo (que no sepas arreglar o no lleves los churros de antes), una batería que se muere o algún cebolla que pierde la llave no lleva repuesto).

Antirrobos: Puedes llevar tu pinza de siempre, pero llevar una cadena de acero cementado, como llevó mi amiguete Opalo cuando fuimos a La Bañeza allá por el pleistoceno, es una locura. Pesan diez kilos y son un engorro, eso sí, te quedas bastante seguro cuando te vas a dormir. Aunque según mi punto de vista, si te quieren robar la moto te la van a robar, pongas lo que pongas.

Funda de moto: cosa más absurda no he visto. Y sé que hay gente que le gusta llevarla, pero es que no entiendo que te compense lo que ocupan con la función que tienen. ¿En serio te preocupa que pase la moto al relente una noche? Jamás aparcas en la calle? qué le va a pasar, que se llene de rocío? A no ser que pueda amanecer hasta arriba de nieve, es algo que no me compensa llevar, pero allá cada cual.

Motos cubiertas de nieve en Mille Vaches
A estos no les preocupa mucho el frío ni la nieve sobre la moto

Por lo demás lo que te digo, lo básico. Siempre es buena idea llevar bombilla H4 de recambio y fusibles (asegúrate de saber dónde está la caja y ver qué tipos necesitas).

Gasolina

Si viajas por España no necesitarás llevar un depósito de gasolina auxiliar porque hay gasolineras en todas partes. Pero sí es importante no apurar mucho los kilómetros si vas por ciertas zonas. Yo sufrí como un cabrón porque todas las gasolineras que marcaba Google como abiertas estaban cerradas:

Era desde el sur y hasta Zaragoza, creo que desde Calatayud. Vas con tu chica y tres maletas y ves cómo pasan los kilómetros y todas las gasolineras están abandonadas. Llega la reserva y va bajando mientras tomas la autopista con la esperanza de encontrar allí una gasolinera abierta o llegar pronto a la gran ciudad (ZGZ). Conducción económica: la marcha más larga que aguante la moto sin calar y máximas de 90/100 km/h, más gasta de más y no compensa. Se acaba la reserva y vas pensando cómo y dónde vas a parar en un arcén de la autopista y cómo tu señora te va a echar la peta por no haber echado cuando llevabas 100km y pasamos una gasolinera abierta.

Afortunadamente llegamos a la ciudad (llorando) y nos recibió con una gasolinera. Me quité veinte kilos de encima, los mismo que rellené de gasolina! En esas situaciones te recomiendo que no hagas sufrir a tu señora y sufras tú solito. No va a ayudar a nadie estar los dos nerviosos y si sale todo bien sólo ha sufrido uno ¡ya se lo contarás!

También has de conocer tu moto, cuántos litros tiene de depósito y qué autonomía tiene. Lo normal es rondar los 200 kilómetros, luego ya depende de tu conducción y peso. Mi TTR tiene 7 litros + reserva. Eso es una gran mierda, así que toca llevar depósito auxiliar para no estar todo el tiempo preocupado.

Es buena idea descargarte una de esas aplicaciones de dónde está la gasolinera más barata. Te aseguro que hay diferencias de precio muy importantes y además te permite encontrar la más cercana para cuando estás apurado.

viaje en moto por Cataluña
Las maletas rígidas son mucho más cómodas y espaciosas

Compañía

Muchas veces los amiguetes no se ponen de acuerdo en las vacaciones, findes y demás y para no retrasarlo más toca irse solo. No es ningún drama, de hecho la gente ve al motorista solitario más cercano y abordable al verse más vulnerable que si viniera en pareja o con otras motos.

Eso significa que los locales pueden ser más amables, más amistosos al no verse intimidados por las motos y motoristas, que muchas veces se nota esa sensación.

Además, vas por donde te apetece y no tienes que seguir el ritmo de nadie. Paras donde quieras y en definitiva no estás supeditado a las necesidades y gustos de los demás.

Los contras ya te los sabes, así que que sepas que los viajes en solitario tienen también sus ventajas.

El contra más importante es justo el pro más destacado, la vulnerabilidad. Al ir solo, cualquier percance en el tráfico es más serio. No sólo quedarse tirado sin gasolina o con un problema mecánico, estoy hablando de una salida de pista o cualquier caída. Un compi siempre puede aportar pidiendo ayuda. Tú solo tendrás que reponerte y llamar.

Dos motos de frente entre la niebla en lo alto del Puerto de Navacerrada, Madrid
¡Tira ya la foto que estamos bajo cero!

Los grupos grandes no son prácticos, la gente se pierde y no todo el mundo tiene el mismo nivel en cuanto a velocidad. Tampoco puede gustarles a todos llevar el mismo ritmo siempre y si utilizáis intercomunicadores, más de tres puede ser un follón. Así que yo recomiendo un máximo de cuatro o cinco motos y que os conozcáis en cuanto a ritmos para ponerse de acuerdo, por ejemplo “si corres mucho me esperas en el siguiente cruce”.

Importante sincronizarse en los repostajes para no estar parando continuamente y tener una ruta aproximada de antemano.

En campo es distinto, legalmente no pueden ir más tres y para mí es el número perfecto, tres o cuatro máximo (dos grupos de dos) para que aquello no parezca una manifestación: imagina ver pasar cinco o más motos si vas paseando por el campo.

Conducción

Al hilo de los accidentes te diré que es muy importante el ritmo de conducción cuando viajas. Y no hablo de viajar solo. Las caídas y los accidentes se dan en cualquier compañía.

Aunque cuando salgas el fin de semana le aprietes la oreja con confianza, siempre, siempre que estés lejos de casa has de poner especial cuidado en tu conducción porque:

  • No conoces la vía, puedes encontrarte entradas y salidas en cualquier momento. No sabes cuál es la calidad del asfalto (las gargantas del Dadès parecen los Alpes y te aseguro que el agarre del asfalto no tiene nada ver).
  • No conoces las costumbres, los festivos y celebraciones de la zona. Puedes encontrarte no sé, procesiones, obras o zonas cortadas, esa curva puede cerrarse cada vez más y puede acabar sacándote del carril.
  • Y sobre todo, en moto siempre te juegas el físico, pero no es lo mismo caerte en la ciudad en la que vives y conoces sus servicios sanitarios que donde no. La rapidez con la que te podría atender una ambulancia y la calidad de los cuidados del hospital de turno marcan la diferencia y no quieres conocerla.

Así que aunque tengas muchas ganas, nunca vayas a tope. No debería hacer falta decirlo, pero recuerda que se te acaba el viaje y se lo puedes joder a tus acompañantes. No digo que respetes todas las velocidades máximas, normalmente en España no tienen mucha lógica, sino que adecúes tu velocidad a la vía y dejes un margen para imprevistos. Y si sales fuera y no conoces las señales, ahí sí te digo que las respetes al cien por cien porque no sabes qué esconden.

Por lo demás, te recomiendo que eches un vistazo a estos artículos, algunas perlas que yo mismo me releo antes un viaje porque siempre encuentro algún detalle interesante que se me había olvidado:

Nos vemos la semana que viene ¡¡a disfrutar del viaje!!

Subir


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.